Jugadores de Poker en España - Una guia del poker español

Leonor (Leo) Margets

La jugadora de poker más aventajada y célebre de nuestro país responde al nombre de Leonor Margets, aunque ella prefiere que le llamen Leo. No sólo está a la cabeza de las féminas que juegan al poker en nuestro país, sino que es una de las más destacadas representantes de España, tanto hombres como mujeres, en las mesas de juego internacionales. Su formación universitaria y el hecho de que ha residido en países como Inglaterra y Australia han conseguido que domine cinco idiomas, los que es un estupendo trampolín para lanzarse al mundo del poker profesional; eso, y por supuesto, su dominio del juego, su pasión más estable. Su carrera no puede definirse más que como fulgurante, gracias a un empeño insistente, un afán de perfeccionismo innato y una resistencia fuera de toda duda.

Remontándonos al año 2006, ya conseguimos divisar a Leo Margen entre los jugadores más afamados de su ciudad, Barcelona. Al no existir una buena oferta de competiciones y torneos en los casinos de la Ciudad Condal, a Leo no le quedó otra opción que juntarse  a jugar al poker en mesas y partidas de índole privada, en las que comenzó pronto a destacar por encima del resto de los jugadores. El I Campeonato Universitario de Poker, celebrado en el año 2007.

El Texas Holdem fue pronto la modalidad de juego en la que centró sus estudios e investigaciones, que al tiempo compaginaba con partidas informales con amigos. Ambas cosas le llevaron a establecer un intenso proceso de entrenamiento y aprendizaje que ha sido crucial en su trayectoria; una trayectoria que pasó al terreno profesional cuando Betfair la contrató el año 2007 para trabajar organizando eventos relacionados con el poker y colaborando con actos de comunicación. El Betfair Turbo Tenis, por ejemplo, fue uno de sus logros, consiguiendo la participación de estrellas del nivel de Rafa Nadal, David Ferrer, Carlos, Sergi Bruguera o Pat en un nuevo estilo de torneo que se celebró en Zaragoza.

El año 2008 comenzó para Leo Margets con un nuevo trabajo, esta vez con 888.com, donde al tiempo que realizaba tareas comerciales y trabajos relacionados con la gestión, también participaba en partidas de poker junto con el que entonces era jugador franquicia de la empresa, Juan Manuel Pastor. Para esta firma también consiguió su entrada para patrocinar el Campeonato Universitario de Poker, que en su segunda edición consagró a Leo como la gran jugadora que es, al conseguir vencer nada menos que a doscientos nueve contrincantes en el que fue su salto definitivo a la fama.

La portada de la prestigiosa revista PokerPoquer retrató a Leo para conmemorar su triunfo; y un premio con un importe de seis mil euros le sirvió a la jugadora para tomar la decisión de dedicarse al juego de forma totalmente profesional, con la idea de llegar a lo más alto. Entonces es la firma Pacific Poker la que pone sus ojos en la española, dándole al tiempo la dirección de su proyecto. Es el momento en el que Leonor ficha al jugador Ricard Boizevich para el nuevo Equipo 888, y ambos, junto con Juan Manuel Pastor, comienzan a representar a esta firma en las competiciones de ámbito nacional.

El blog de Leo (www.leomargets.com) ve la luz con la colaboración de la revista PokerPoquer; la primera competición donde participó por aquel entonces la prometedora estrella fue el Campeonato de España de Poker, que se celebró en Sevilla y donde quedó en un magnífico puesto, dentro de la mesa final. Durante el mes de julio tiene lugar su participación en el CEP celebrado en Tarragona; al mismo tiempo, Leo estaba dedicada a una intensa campaña para buscar un cuarto integrante con el que completar el Equipo 888.

En agosto del mismo año, Leo parte rumbo a los Juegos Olímpicos de Pekín; fueron días de descanso lejos de las mesas de juego, que le sirvieron para dedicarse a la práctica de otros deportes y también para volver a España con más ganas que nunca de jugar al poker. El CEP de Torrelodones, en Madrid, fue el comienzo de un largo periplo de torneo en torneo. Además, esta competición no fue la única a la que se dedicó, sino que la joven jugadora también demostró que se le daba especialmente bien adaptarse al Spanish Poker Tour, donde quedó en un estupendo lugar en las partidas celebradas en Castellón y Aranjuez.

 

Durante el otoño del mismo año, la jugadora aprovechó para compaginar su actividad en dichos torneos con el trabajo de organizadora, planificadora e incluso presentadora del programa Mes de Poker del Canal Catala de televisión. Pero eso no fue todo, sino que incluso participó en dicho programa como jugadora, consiguiendo un puesto en la semifinal. Después de tomar parte en el CEP de Málaga y el UK Poker Open, consiguió terminar participando en las fases finales del  Campeonato de España y del Spanish Poker Tour. El año 2009 vio a Leo intensificar y afianzar su actividad internacional; sin ir más lejos, llegó a participar en el Irish Poker Championship, y la televisión retransmitió su juego en una mesa compartida con Devilfish y Mike Sexton.

Leonor juega al poker habitualmente a través de Internet, y reconoce tener muchos nicks “poco imaginativos”; por ejemplo, en 888 se hace llamar ApLeo, mientras que otros no los revela por lógicos motivos personales. El poker es su pasión, y lo que más le gusta de dedicarse a él de forma profesional es la oportunidad que le ofrece de poder planificar su vida y su tiempo sin problemas, aunque eso implique “vivir” de forma casi permanente en los aeropuertos. Su familia está encantada de su dedicación al poker.

Hablando ya de técnicas y trucos de juego, Leo reconoce que su punto débil en cuanto a “tells” es el cuello; y no tanto la famosa vena, como piensa la gente, sino el hueco de la garganta. Por esta razón, la jugadora siempre acude a las partidas ataviada con jerseys de cuello vuelto, bufandas o pañuelos. Su confesada anti-mitomanía hace que no tenga ningún ídolo de referencia en el juego, aunque admire a muchos jugadores sobre las mesas; pero lo que sí reconoce es que no le gusta la actitud, por ejemplo,de Phil Hellmuth, sobre todo por su manera de tratar a las personas. Los “gamblers Cro-Magnon” tampoco son santo de su devoción, sobre todo desde el punto de vista de organizadora de eventos; sus salvajes celebraciones le hacen temblar, aunque después reconoce que en realidad le encantan.

Las supersticiones y los fetiches de los jugadores de poker son conocidas. Leo es una jugadora muy racional, pero aún así reconoce haberse deshecho de una camiseta después de haber sido “busteada” en cinco torneos en los cuales la llevó puesta. Según sus propias palabras, el mejor día de toda su trayectoria fue aquél en el que terminó en la posición vigésimo séptima del Main Event de las WOSP; aunque a nivel anímico, y probablemente por la presión y los nervios, también la considera la peor jornada de su carrera.

Esta jugadora, amante del deporte y de los viajes (aunque lógicamente, cada vez le gusta menos desplazarse…), tiene como meta mejorar su juego y conseguir cada vez más triunfos en el ámbito del poker. Leo conduce un Golf Cabrio y nunca se levanta después de las 12 del mediodía, lo que confirma sus gustos y estilo de vida sobrios, nada habitual en una estrella de las mesas de juego.